jueves, 4 de noviembre de 2021

LOS TECUANES (fieras bailarinas) CONTRA LOS HUEHUESTIQUES HUEZQUILISTLES (viejitos risueños)

LOS TECUANES (fieras bailarinas)
CONTRA
LOS HUEHUESTIQUES HUEZQUILISTLES (viejitos risueños)
Por Óscar Cortés Palma


Todas las fiestas de disfraces de jaguares (tecuanis) contra viejos (huehuestiques) del Centro-Sur de México se parecen, aunque cada quien se enmascara a su manera. Los disfrazados de fieras bailarinas son correteados por viejitos cazadores graciosos para dar alegría a la fiesta de religiosidad popular.
En la «danza comedia» de las comunidades indígenas (nahuas, mixtecas, amuzgas) y mestizas al jaguar lo conocen de forma coloquial como: «lobo», «tigre» o «tecuani» por su ferocidad y familiaridad. En la misma «danza comedia» al viejito cazador chistoso lo conocen de forma coloquial como: «huehuestique», «huehuenche» o «huehue». El viejito risueño «huezquilistle».
Los disfrazados de tecuani (fiero jaguar) y huehuestiques (viejitos graciosos) tienen similitudes a unas fiestas de disfraces de México - Tenochtitlán. En la época de los mexicas hubo fiestas y rituales con máscaras de jaguares y viejos chuscos. Las mascaradas actuales pertenecen a la misma categoría de: obras de teatro y danza breve con personajes ridículos o extravagantes para regocijar al espectador.
Además, la época colonial coincidió con el llamado “Siglo de Oro” de la literatura española de los géneros de la sátira, la comedia popular, la novela picaresca y polifónica como «El Quijote de la Mancha» (1605).
La mascarada de los viejos risueños cazando al jaguar rebelde es una comedia popular con intervalos dancísticos. Los pueblos originarios se disfrazaron, antes de la llegada de los españoles, de jaguares, y de viejos concorvados cómicos para las danzas comedias.
La gama de mascaradas actuales: «tecuanes, tlacololeros, tlaminques, lobos, tigres y tejorones» pueden ser más antiguas al año de 1898, fecha que aborda el inicio de esta investigación. Aunque no se cuentan con fuentes escritas que sugieran que las actuales fiestas de disfraces de feroces jaguares traviesos y viejos graciosos actuales sean iguales a las fiestas de México - Tenochtitlán. Si se parecen.
En esta investigación se hablará de lo que se vio y de lo que nos contaron los portadores de esta mascarada popular de casi dos centenares de pueblos nahuas, mixtecos, amuzgos y mestizos .
En los días de fiesta se escenifica en los atrios de las parroquias, la divertida persecución de un enmascarado de jaguar bailador por cazadores viejos risueños patrocinados por un ridículo ranchero rico .
Todo es felicidad en esta danza comedia ligada a la devoción religiosa. Los disfrazados juguetean, bromean, hacen locuras, se burlan, hacen toda clase de piruetas para divertir al público.
El autor de esta investigación vivió rodeado de la danza-comedia de los enmascarados de jaguares bomistas y viejos risueños, durante años se desconocía lo mínimo, el significado de la palabra: «Tecuanes» (jaguar, fiera) ¿Cómo era posible que se llevara generaciones bailando y actuando la danza-parodia de los tecuanes y no se supiera con certeza el significado de su nombre? También se desconocía el por qué los viejos risueños perseguían al jaguar (tecuani) travieso.
En casi «todos» los pueblos nadie sabía el significado de las palabras nahuas y su historia, en la fiesta patronal se divertían correteándose disfrazados de tecuan (fiera) contra los huehuestiques huezquilistles (viejos risueños) para agradecerle al santo Patrono del pueblo.
El santo Patrono es la bandera del pueblo, el punto de comunión, el corazón del pueblo. Disfrazarse de un feroz jaguar (tecuani) perseguidos por viejos chistosos (huehuenches) es parte fundamental del festín del pueblo.
Pocos repararon en buscar el significado de la tradición o sus traducciones del idioma náhuatl, lo sabemos porque se visitaron esos pueblos, inclusive la gente pensaba que los disfraces de jaguares festivos contra viejos (huehuestiques) eran exclusividad de su comunidad. Fue necesario mirar más allá de las fronteras de las parroquias para llenar el vacío informativo.
La investigación es de importancia nacional porque, a excepción del trabajo de Fernando Horcasitas , no existe otro estudio regional de las mascaradas del jaguar bromista contra los viejos risueños en las fiestas parroquiales de los pueblos nahuas, mixtecos, amuzgos, mestizos de los estados de Morelos, Guerrero, Puebla, Estado de México y una parte de Oaxaca y Michoacán.
Existen, una decena de investigaciones académicas de las rituales peleas de disfrazados de jaguares de los pobladores de Zitlala y Acatlán para pedir lluvias.Estas investigaciones se mencionan de rápido porque este texto se enfocó en las cómicas mascaradas de jaguares contra viejos, inclusive son conocidas en las fiestas de Zitlala y Acatlán donde hay peleas de tigres para el Atzazilistli (petición de lluvias).
Pero si el lector quisiera conoce más de las peleas de tecuanes de Zitlala y Acatlán Gro., puede consultar otras investigaciones, o inclusive leer los anteriores textos sobre el tema del redactor de estas líneas: «Danza de los tecuanes» pp. 100-102 y «Tecuanes, tlacololeros, lobitos y tlaminques», pp. 64-67.
Volviendo al tema que nos ocupa, se citan las investigaciones de cronistas municipales e historiadores académicos o aficionados de pueblos de la región estudiada. Se realizaron entrevistas, comunicación personal, viajes, encuentros de disfrazados de jaguares y viejos, se asistió a las ferias y se consultó videos de las fiestas patronales en YouTube en dónde no se pudo estar en forma presencial. Además, se disfrazó de jaguar guasón o de viejo cómico en distintas ocasiones.

☆Fototeca Histórica Digital del Municipio de Axochiapan☆

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Libro de tecuanes jaguares